Somos Únicos

Nadie puede duplicar tú vida. Busca tu duplicado en toda la historia, ¡no la encontrarás! No existe otro igual a vos. Sos único. One of a kind! Dios nos hizo a la medida exacta. Dios tenía un molde el día que nos creó, y luego lo rompió. Entonces no puede existir otra persona como vos. “Los he creado, los formé y los hice.” Isaías 43:7. En el taller de Dios no existe una caja de herramientas con un repuesto tuyo. Porque no somos un ladrillo que se puede cambiar o un tornillo más en la caja del mecánico. ¡Somos quienes somos!

Somos como el Cometa Halley. ¿Por qué el Cometa Halley? El Cometa Halley es un cometa grande y brillante que orbita alrededor del Sol cada 75-76 años en promedio, aunque su período orbital puede oscilar entre 74 y 79 años. Es uno de los mejores conocidos y más brillantes de los cometas de “periodo corto” del cinturón de Kuiper. Aunque existen otros cometas más brillantes, el Halley es el único cometa de ciclo corto que es visible a simple vista.

¿Por qué hago esta comparación? Como el Cometa Halley, tendremos una sola oportunidad de brillar en la sociedad siendo quienes somos. Si no lo hacemos ahora, no podremos esperar unos 74 a 79 años para tener otra oportunidad. ¡Es muy probable que ya no estemos acá! Debemos despertarnos y empezar a brillar y mostrar quiénes somos en realidad, HIJOS DE DIOS. Demostrar que con EL todo es posible. Ayudar a otros a verlo también. Reflejar lo que Dios es a través nuestro. Si no somos nosotros mismos, nos perdemos. El mundo nos pierde. Necesitamos ser nosotros. No podemos ser un héroe, o nuestro papá, ni nuestro hermano mayor. Podremos imitar el estilo de vida que llevan, pero no podemos ser ellos. Solo podemos ser nosotros. Lo único que tenemos que dar es lo que se nos ha dado para dar a los demás. Enfoquémonos en quiénes somos y en qué tenemos.

Dios no nos ha llamado a ser nadie más que nosotros mismos. Pero sí nos llamó a ser el mejor “yo” que podamos ser. No podemos pretender ser otra persona si somos únicos. Aunque muchos traten de entrar en el “traje” de otros, nunca podrán lograrlo. Es lo mismo que cuando yo trato de usar las ropas de mis hermanos. Soy más grande que ellos (más robusto, pero no gigante), aunque soy el del medio.  Aunque trate y trate de entrar en sus jeans o remeras de tamaño Small, no podré entrar. O podré ponérmelos pero no estaré cómodo.  Es así mismo en la realidad, en la vida. Dios nos puso un traje especial a cada uno, si queremos tratar de caber en otro que no es de nuestra medida, no podremos. Dios nos hizo únicos. Con nuestras únicas medidas y nuestros únicos dones, talentos, inteligencia, etc. No pretendamos cambiar lo que EL nos dio. Si nos dio lo que nos dio, es porque entonces es perfecto.  Si nosotros somos nosotros, ¿cómo podemos quedar mal con nosotros mismos?

Cuando se trata de ser usted, usted fue creado para actuar su parte. Así que puede decir sus guiones con confianza.

No trates de cambiarte, ni dejes que los demás te cambien o hagan el intento. Sé vos mismo. Que no te preocupe lo que los demás piensen de vos, SOLAMENTE PREOCUPATE POR LO QUE DIOS DICE DE VOS.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s