Segundas Oportunidades

Muchos dicen que la vida está compuesta por segundas oportunidades en todos los sentidos. Pero en cuanto al amor, lo de las segundas oportunidades no es algo muy común hoy en día. Muchas veces es bueno dar o recibir una segunda oportunidad ya sea en el amor, o una amistad que no tuvo éxito, o por qué no, de un trabajo donde metimos la pata. (Esto último sería ¡WOW! Wooohoooooooo!!). Pero, ¿en verdad es bueno esto de la segunda oportunidad? El pasado ya quedó atrás. No podemos pretender siempre estar viviendo en el pasado y de las cosas que ocurrieron en el pasado. (aunque soy Olimpista, admito, aunque sé que después me van a linchar, que muchos siguen viviendo del pasado. ¡Lo siento! Pero es verdad.) Las cosas pasadas pasaron, todas son hechas nuevas. Olvidemos lo que pasó y continuemos. (lo de Olimpia no se puede olvidar, por ejemplo. Es algo que sucedió y debemos vivir con eso. Jajajaja.)

Me pregunto, ¿por qué será que hacemos tanto drama por el tema de dar otra oportunidad a personas que nos han defraudado o nos hicieron daño? Paulo Coelho, en su libro A Orillas del Río Piedras me Senté y Lloré”, expresa esta frase que es más clara que el agua;

“Dios siempre me dio una segunda oportunidad en la vida.”

Paulo Coelho

O sea, si Dios siempre nos da una segunda oportunidad en la vida, ¿quiénes somos nosotros para no darles otra oportunidad a los demás? ¡NADIE! NO ONE! NOBODY! PERSONNE! NESSUNO! (me quedé sin idiomas!! Jajaja). Es muy simple y claro. Dios siempre nos está dando nuevas oportunidades, y no son cosas pequeñas las que hacemos para defraudarlo. No es que hablamos mal a su espalda, o dijimos algo malo de él. ¡Le somos infieles! Todos los días, a cada segundo del día. Así que, ¿por qué si Él nos da una nueva oportunidad a cada segundo del día, nosotros no podemos hacer lo mismo por los demás?

“Siempre hay un mañana y la vida nos da otra oportunidad para hacer las cosas bien.”

Gabriel García Márquez

Día a día cometemos gigantescos errores, y a veces horrores luego. Pero siempre tenemos un día más con una oportunidad más para hacer las cosas de la mejor manera posible. Deberíamos aprovechar cuando se nos dan estas ocasiones, ya que no siempre podemos enmendar algo que hayamos hecho mal. Siempre tenemos una nueva oportunidad en nuestras narices, pero nunca lo vemos, o lo vemos pero no lo aprovechamos. Seamos más atentos. Con cada fracaso que nos viene encima, tenemos que levantarnos enseguida y empezar nuevamente pero con más inteligencia y más cautela que anteriormente.

“El fracaso es una gran oportunidad para empezar otra vez con más inteligencia.”

Henry Ford

SECOND CHANCES


Everyone needs a second chance.

We’re not perfect.

Everyone makes mistakes,

But we can forgive everything.

We all need one more chance.

We all make mistakes.

Anyone can hurt us.

Even the people we love the most.

Even those who are close.

Look above,

He will never let you down.

He is the perfect love,

That breaks any rule down.

He gives you a second chance,

And never leaves you behind.

written by: Manuel Morínigo

Anuncios
Categorías: Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s